Jorge Gandini: La Rendición de Cuentas es una instancia para debatir sobre el país que el FA nos dejó

Jorge Gandini

El senador Jorge Gandini (Partido Nacional) entiende que no debe votarse la Rendición de Cuentas del año 2019. “Nosotros votamos en contra la Rendición de Cuentas del 2015 al 2018 y no entiendo por qué deberíamos votar a favor la del 2019”.

Explicó que este año se da una situación particular: cada cinco años el gobierno que entra presenta la Rendición de Cuentas del gobierno anterior, “no es el gobierno que se va el que la presenta.”

Por ello, el legislador nacionalista plantea que, al analizar las cuentas públicas “vamos a ver que los supuestos con los que se construyó el presupuesto para el año 2019 están todos apartados, en los hechos, de la previsión. El déficit fiscal iba a ser 2.5%, se ajustó en el 2018 a 3% y terminó siendo 5%. Faltaron 2.800 millones de dólares para cubrir los gastos. El desempleo fue casi 11%. La inflación estuvo fuera del rango meta. El endeudamiento creció. El consumo y la actividad económica cayeron. Todo eso es diferente al plan que el gobierno hizo para definir cuánto iba a gastar, porque los presupuestos se construyen así, ‘supongo que’ las variables macroeconómicas externas e internas van a dar tal resultado, entonces hay tanto para gastar y, de acuerdo a ello, se autorizan los gastos. Si me equivoco, se produce la diferencia, y ese es el déficit. Yo no puedo aprobar esas cuentas públicas y me parece además que esa es una instancia ideal para dar un debate sobre el país que nos dejan”, expresó en el programa Desayunos Informales (La Tele).

“Nosotros recibimos estos últimos cinco años del Frente Amplio con un déficit fiscal acumulado de 11.000 millones de dólares, es una montaña de plata que nos cuesta entender cuanto es. O sea, en estos cinco años, del 2015 para acá, al Estado le faltaron 11.000 millones de dólares que tuvo que cubrir con endeudamiento”, y agregó “el año pasado pagamos solo de intereses de deuda 2.037 millones de dólares, y este año vamos a pagar, entre amortizaciones programadas e intereses, 3.200 millones de dólares, en una situación complicada en la que está el país. Cumplir con eso implica un estado de la economía que es el punto de partida para para nuestro presupuesto quinquenal, así que me parece fantástico poder dar ese debate en el parlamento nacional, pasar raya y, a partir de esta rendición de sus cuentas, este es el país que recibimos”, indicó.

Fuente Imagen: gentedeitalia.org