Partido de la Gente: “Discapacidad. Cómo alcanzar la inclusión y la igualdad en Uruguay”

Discapacidad PGente

El Partido de la Gente organiza una actividad denominada “Discapacidad. Cómo alcanzar la inclusión y la igualdad en Uruguay”.

La misma tendrá lugar el miércoles 21 de agosto, a las 18.30 horas en Torre de las Comunicaciones de Antel con importantes exponentes nacionales e internacionales, tal como se comunica a través de la imagen gráfica.

Como complemento, compartimos la Propuesta del Partido de la Gente hacia las PERSONAS CON DISCAPACIDAD

“Cuidados sí, pero inclusión y oportunidades sobre todas las cosas.”

NUESTRAS PROPUESTAS:

En el Partido de la Gente coincidimos en que un sistema de cuidados como el que se intentó construir es un apoyo importante para muchas familias. Sin embargo, proponemos que los mayores esfuerzos desde el Estado deben ir dirigidos a promover la eliminación de barreras sociales y estructurales, la promoción de la capacitación, la educación inclusiva y la generación de oportunidades para que las personas con discapacidad puedan desarrollar todo su potencial en la sociedad.

Estamos convencidos de que la inclusión activa en las diversas esferas (educación, deporte, laboral, etc.) es central para el desarrollo de las personas e incluso de la economía, al ahorrar costos de salud en el largo plazo, y contribuir a achicar la brecha del sistema previsional (por ejemplo, en la flexibilización de los regímenes de retiro).

Sobre todo, ¡debemos garantizar los derechos humanos de las personas con discapacidad ya! El Comité de los derechos de las personas con discapacidad de Naciones Unidas observó recientemente al Uruguay por no cumplir a cabalidad todas sus obligaciones en el marco de la Convención sobre los derechos de las Personas con Discapacidad. En nuestras propuestas, proponemos atender de forma urgente las principales recomendaciones de Naciones Unidas.

  1. FORTALECEREMOS EL DERECHO A LA EDUCACIÓN DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD.

Las cuotas para la contratación de personas con discapacidad no serán eficientes hasta tanto no se generen las capacidades y oportunidades necesarias. Por tal razón: Se impulsará un plan extensivo de educación inclusiva de calidad, a todo nivel educativo hasta el superior, capacitando a docentes y disponiendo de los apoyos y recursos necesarios, tales como la lengua de señas y en particular que se tome en cuenta a las personas con discapacidad intelectual o psicosocial.

Promoveremos una política de no rechazo para la admisión de estudiantes con discapacidad en cualquier centro de estudio, e integrar la perspectiva de los derechos de las personas con discapacidad como elemento obligatorio en la formación de docentes.

Impulsaremos el diseño de campañas de toma de conciencia dirigidas a la sociedad en general, las escuelas y las familias de personas con discapacidad, con el fin de promover la educación inclusiva y de calidad.

  1. GARANTIZAREMOS EL DERECHO A LA SALUD Y TERMINAREMOS CON LAS INSTITUCIONALIZACIONES

FORZADAS.

  • La asignación de los recursos necesarios para garantizar que los servicios generales de salud, incluidos los servicios de salud sexual y reproductiva y la información al respecto, sean accesibles para las personas con discapacidad.
  • La capacitación al personal de los servicios de salud sobre comunicación con las personas con discapacidad y a su trato, en los contextos sanitarios en el Estado parte, respetando el consentimiento libre e informado y el derecho a su autonomía e independencia.
  • Reformas legales para que, en materia de atención a la salud mental se garantice sin excepción el consentimiento libre e informado de personas con discapacidad, incluyendo a aquellas declaradas interdictas, como requisito indispensable para toda intervención quirúrgica o tratamiento médico.
  • Atender de forma urgente la situación de las personas institucionalizadas en hospitales psiquiátricos u otro tipo de centros residenciales de larga estadía, por motivo de su discapacidad, sin el consentimiento libre e informado de la persona.
  1. PROMOVEREMOS LA PARTICIPACIÓN DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD A TODO NIVEL

Para tal fin, impulsaremos un mecanismo de consultas permanente a personas con discapacidad a través de sus organizaciones, en la adopción de legislación, políticas y otros asuntos de su relevancia.

  1. REIVINDICAREMOS Y FORTALECEREMOS LAS AYUDAS ACTUALES DEL SISTEMA NACIONAL

DE CUIDADOS, para abarcar a más personas con discapacidad, incluyendo soluciones que no signifiquen necesariamente un costo monetario adicional para el Estado y contribuyan a apoyar a las personas que se dedican a los cuidados familiares. Por ejemplo, promoveremos la obligación legal de los empleadores de dar prioridad a las personas que tengan el cuidado de personas con discapacidad a su cargo: y dar preferencia en la elección de licencias anuales. Flexibilidad en elección de horarios, etc.

  1. GARANTIZAREMOS LA ACCESIBILIDAD FÍSICA, VIDA AUTÓNOMA E INDEPENDIENTE Y DERECHO A

VIVIR EN EL HOGAR Y EN FAMILIA. EN CONCRETO:

  • Implementaremos un plan de acción para aplicar la accesibilidad en el transporte, el entorno físico, la información y la comunicación, tanto en zonas rurales como urbanas, con auditorías, plazos concretos y sanciones por incumplimiento, en donde se involucre a las organizaciones de personas con discapacidad en su desarrollo, implementación, y en el monitoreo del cumplimiento.
  • Impulsaremos reformas legislativas para garantizar el derecho a la capacidad jurídica, para que las personas con discapacidad puedan desarrollar su vida con autonomía e independencia y estableceremos

un modelo de sistema de apoyo al proceso de toma de decisiones que respete la autonomía, voluntad y preferencias de las personas con discapacidad y que reemplace las formas de sustitución en la toma de decisiones.

  • Promoveremos una política para la desinstitucionalización de personas con discapacidad, incluyendo a las personas con discapacidad intelectual o psicosocial, que garantice a las personas con discapacidad el acceso los servicios y apoyos necesarios, incluyendo la asistencia personal, con el objetivo de una vida independiente en la comunidad.
  • Se impulsarán medidas de apoyo necesarias para apoyar a las familias que tienen niños con discapacidad y para que las personas con discapacidad, especialmente las mujeres, puedan ejercer la maternidad o paternidad sin discriminación y en igualdad de condiciones con las demás personas.
  1. ESTABLECEREMOS POLÍTICAS DE REHABILITACIÓN EFICIENTES Y ACCESIBLES. Para ello proponemos crear una red nacional de contención no condicionada, mediante la creación de un Centro de Inclusión y Rehabilitación Integral en cada Departamento. El pilar fundamental será la rehabilitación de personas de todas las edades y estratos sociales contribuyendo así con una inclusión social y laboral plena. Estos centros no generarían necesariamente un aumento del gasto público, sino que simplemente hay que administrar correctamente los recursos humanos ya existentes. Los principios rectores de una red de estas características serán:
  • La contención familiar y comunitaria: Apoyar a las familias desde un lugar técnico y humano, brindándoles una guía inicial. Respetando siempre el principio de independencia y autonomía de las personas con discapacidad, a quienes siempre hay que facilitar los apoyos para que expresen su voluntad y ejerzan su capacidad jurídica libremente.
  • La promoción de la igualdad de oportunidades y no discriminación de las personas con discapacidad, fomentando su participación e inclusión efectiva en la sociedad, sobre todo en materia de educación, acceso a la salud y empleo.
  • Atención médica y social a través de los distintos métodos terapéuticos y medicinales.
  • Programas de interacción en escuelas, liceos y programas gubernamentales, para lograr una inclusión social plena, dando visitas guiadas y charlas, sobre los programas que desarrollaremos.