Argimón: Una transformación de los Sistemas Alimentarios “con todos los integrantes de la sociedad, cada uno contribuyendo desde su rol”

Destacado Otros
Beatriz Argimón

La Vicepresidenta de la República, Beatriz Argimón consideró que la transformación de los Sistemas Alimentarios debe llevarse a cabo “con todos los integrantes de la sociedad, cada uno contribuyendo desde su rol”.

Sus palabras oficiaron de apertura a la mesa redonda en la cual expusieron los ministros de Estado en la Pre-Cumbre que se desarrolla entre el lunes 26 y finaliza este miércoles 28 en Roma (Italia), preámbulo del evento de mayor trascendencia a desarrollarse en el mes de setiembre en Nueva York (Estados Unidos), con el norte en los Objetivos del Desarrollo Sostenible.

“Ningún país es ajeno a los enormes desafíos que esta mesa redonda implica, porque evidentemente, los cambios en los hábitos de consumo y los sistemas de producción, el incremento de la población y la presión que ello ejerce en los Sistemas Alimentarios desde un punto de vista sanitario, ambiental y productivo tienen un profundo impacto en el desarrollo sostenible”, sostuvo Argimón.

Sostuvo que “los Sistemas Alimentarios engloban todos los elementos: medio ambiente, personas, insumos, procesos, infraestructuras, instituciones, entre otros, actividades relacionadas con la producción, la elaboración, la distribución, la comercialización, el acceso, la adquisición, preparación y consumo de alimentos, y la disposición final de residuos, así como los productos de estas actividades, incluidos los resultados socioeconómicos y ambientales”.

Fundamentó su ponencia en tres preguntas: “¿qué tipo de transformación es necesaria?. Seguramente las respuestas a estar preguntas van a ser diferentes según los países y las zonas. Sin embargo, considero que uno de los primeros pasos para construir las respuestas nacionales deben incluir mecanismos de participación a través de la consulta, el diálogo y la concertación”.

Para la Presidenta de la Asamblea General, “la importancia de la consulta y la apertura de espacios de participación que permitan escuchar las voces y conocer las visiones de todos los actores involucrados en los Sistemas Alimentarios es innegable. Lo hemos comprobado durante el largo proceso de preparación de esta Cumbre de Diálogos Nacionales”.

En el mismo sentido, “el diálogo con todos los actores relevantes y en particular la creación de instancias intersectoriales para la formulación y aplicación de políticas públicas y medidas para promover Sistemas Alimentarios saludables, sostenibles e inclusivos, es indispensable”.

Asimismo, afirmó Argimón, “la concertación política que permita la construcción de consensos para contar con políticas de Estado, es fundamental”.

“Es esencial para estrategias de mediano y largo plazo que superen gobiernos y contextos políticos particulares y reflejen una visión común del país hacia el desarrollo sostenible”, evaluó.

En clave de DDHH

La segunda pregunta es “¿qué tipo de elementos deben incluirse en esa transformación? Acá nuevamente la combinación podrá ser diferente para cada país pero consideramos que las respuestas deben incluir de manera transversal y prioritaria la implementación de políticas públicas en clave de Derechos Humanos, la creación de resiliencia al cambio climático, el abordaje de la tensión entre la producción y el cuidado del ambiente, políticas sanitarias que atiendan las determinantes de la salud y en particular enfrenten la creciente epidemia de obesidad y de enfermedades no transmisibles y de nutrición que promuevan dietas saludables, seguras, asequibles, y sostenibles”.

Según Argimón “la promoción de la innovación y el uso de la tecnología, la inclusión de la dimensión de género, y la promoción de los niños y jóvenes, y del ejercicio de una ciudadanía informada”.

Por último, se preguntó la jerarca de gobierno: “¿cómo llevar a cabo la transformación? Con todos los integrantes de la sociedad, cada uno contribuyendo desde su rol, realizando el seguimiento de los compromisos que deben ser asumidos por todos, y popiciando así la Rendición de Cuentas respecto de las decisiones adoptadas con la necesaria flexibilidad para adaptarlas a las necesidades cambiantes de los Sistemas Alimentarios”.

Argimón puntualizó que “un cambio que trascienda requerirá del desarrollo de acciones en todo el Sistema Alimentario de la producción y del procesamiento, pasando por el comercio y la distribución, los precios, el mercadeo y el etiquetado, hasta el consumo y la gestión de residuos”.